Zancas de pollo al horno con risotto al limón

Esta receta de hoy es un dos en uno, por un lado están unas simples y deliciosas zancas de pollo (de lo más de diario) y por el otro un risotto que hará que estas zancas sean todo un platazo de fiesta.

Con lo que puedes poner las dos recetas juntas o las puedes hacer por separado acompañadas y acompañando a otras ricas recetas.

Ingredientes para 4 personas:

Para el pollo

4 zancas de pollo

2 dientes de ajo

1 limón grande

1 pastilla de caldo (si te parece oportuno)

1/2 vaso de vino blanco

Sal y pimienta

IMG_1403

Para el risotto

400grs. De arroz especial para risotto

1l. De caldo de ave (comprado o hecho en casa)

vino blanco

1/2 cebolla

zumo de 1 limón y su ralladura y un poco de perejil picado

100 grs. De queso parmesano rallado

1 cucharada de a mantequilla

sal y pimienta

IMG_1424

Modo de hacerlo:

Lo primero que hay que hacer es el pollo, este lo puedes tener hecho con antelación, el risotto es de última hora. Para ello al comprar las zancas pide a tu carnicero que te separe los mulos de los contra muslos, yo también le digo que me quite el espinazo.

Yo siempre limpio las zancas bajo el grifo de agua fría y con la ayuda de papel de cocina las seco bien. Salpimienta y resérvalas.

Pon en un tazón el zumo del limón, el vino blanco y la pastilla de caldo desmenuzada.

En una tartera que puedas meter en el horno pon 3 o 4 cucharadas de aceite, cuando esté caliente pon los dientes de ajo con su piel machacados y  dora el pollo bien por todas partes. Añade el contenido del tazón e introduce la tartera en el horno precalentado a 200 grados unos 35-40 minutos (depende un poco del tamaño). Listo.

IMG_1417

Para hacer el risotto necesitas un litro de caldo: compra un par de carcasas de pollo y junto con 1 puerro, 1 zanahoria, 1/2 cebolla y una ramita de perejil haz un caldo (hiervelo todo junto un buen rato con agua y un poco de sal). Si este paso te complica usa un caldo comprado o una pastilla de caldo disuelta en agua. A la hora de hacer el risotto ten el caldo caliente pero no hirviendo.

En una sarten alta con el fondo cubierto de aceite de oliva, pocha la cebolla picada finita, cuando veas que está añade el arroz y rehoga un par de minutillos, pon un chorretón de vino blanco y deja que evapore el alcohol, vete añadiendo el caldo de poco en poco (que siempre tenga pero no demasiado) y no dejes de revolver para que vaya cogiendo la textura que deseas. Esta operación te llevará unos 20 minutos o algo más, cuando tengas el arroz en su punto, meloso, añade el zumo de limón y su ralladura y un poco de perejil picadito. Ahora pon el queso , integralo bien y añade la mantequilla. Puedes añadir algo de sal, pero espera a poner el queso pues ya de por si sala.

Para presentar este plato puedes poner cada elaboración en una fuente chula o puedes presentarlo emplatado con una rodajita de limón y una ramita de perejil. Un beso.

IMG_1432

 

 

 

 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close