Fideua marinera

Plato de diario que lo puedes hacer extraordinario, cambia estos humildes ingredientes por una cola de pixín, unas buenas almejas o unos calamares frescos en tinta y tienes un plato de fiesta de primera división.

Hoy te voy a contar como cocinar una deliciosa fideua que puedes hacer por menos de 10 euros y cuyo resultado no puede ser mejor.

IMG_5469

Ingredientes para 5- 6 personas:

1 paquete de pasta para fideua

300grs. de mejillones

300grs. de anillas de calamar

300grs. de langostinos crudos

1/2 cebolla

1/2 pimiento rojo

2 tomates maduros

1 diente de ajo

caldo de pescado

IMG_5459

Modo de hacerlo:

A la hora de hacer una fideua a mi lo que me resulta más fácil es preparar todos los ingredientes de antemano para luego montarla.

El caldo de pescado puedes hacerlo tú (como ya te he contado infinidad de veces o comprarlo hecho). Yo cuando hago caldo de pescado aprovecho para hacer cantidad y suelo tener botes congelados, que me facilita muchísimo la cocina de diario.

Pela los langostinos y aprovecha las cabezas para hacer un poco de caldo: pon las cabezas en una potina con aceite caliente, aplástalas bien para que suelten la sustancia, agrega un chorro de vino blanco, deja un minuto que evapore el alcohol y añade un vaso grande de agua, sazona. Deja que hierva unos 20 minutos y cuela. Reserva las colas.

Lava y y corta en trocitos las anillas de calamar y resérvalas también.

Limpia los mejillones, quilates las barbas y ponlos en una pota con un chorro de vino blanco y una hojita de laurel. Tapa la pota y enciende el fuego, espera un minutillo a que los mejillones abran, si hay alguno que no lo haya hecho tíralo. Cuela el líquido de la cocción y añádeselo al caldo de langostinos. Quita las cáscaras a los mejillones y resérvalos.

Junta el caldo de langostinos con el de pescado y ponlos a calentar.

En la picadora tritura la cebolla, el ajo y el pimiento y los pochas en una tartera grande con aceite de oliva caliente, cuando estén blandos agrega los tomates rallados y dejas que evapore el líquido que sueltan, sazona el sofrito con sal.

Añade a la tartera, con el fuego fuerte, los calamares troceados y dales un par de minutillos, después pon las colas de langostino y deja que cambien de color. Echa el paquete de pasta y dales un par de vueltas, añade el caldo  caliente (yo para la fideua pongo tres tazas de caldo por una de pasta) y deja que hierva 5 minutos hasta añadir los mejillones.

IMG_5464

Deja otros 5 minutos y apaga el fuego, deja un par de minutos más que repose antes de comer. Listo.

IMG_5478

En casa esta receta triunfa siempre, yo la acompaño con un “alioli” que hago triturando un poco de ajo en salsa mayonesa, que será casera o no dependiendo del humor y el tiempo. Un beso.

 

 

Anuncios

Versionando: pasta negra con mejillones

Esta receta es la versión que hago yo de una entradilla que nos dieron a mi sobrina y a mi en el restaurante El Molín de la Pedrera, que si pasáis por Cangas de Onís y os entra el hambre, os recomiendo que visitéis.

IMG_2349

Dicho esto, su plato seguramente mejor que el mío, no tenía pasta, sino pan, y la vinagreta estaba aromatizada con trufa (excelente).

Ingredientes para 4 personas:

8 nidos de pasta negra (espaguetis)

12 mejillones de calidad

vino blanco y laurel (si te gusta)

mayonesa casera o de bote (lo que mejor te venga)

ajo molido y salsa de soja

Para la vinagreta: aceite de oliva virgen extra, vinagre de Jerez , sal , pimienta y pepinillos.

IMG_2316

Modo de hacerlo:

Cuece la pasta como te indica el fabricante, pásala por agua fría y resérvala para luego.

Mete los mejillones en una pota , añade un chorrín de vino blanco y si te gusta una hojina de laurel. Tapa la pota y espera un minutillo a que los mejillones abran sus conchas. Retira del fuego y cuando atemperen quita el mejillón de la concha y resérvalos.

Ahora coge dos boles pequeños, en uno haz la vinagreta mezclando 3 cucharadas de aceite con una o dos de vinagre (depende de lo fuerte que te gusten las vinagretas), sazona con sal y pimienta y añádele un pepinillo agridulce picado muy finito. Emulsiona bien y reserva.

En el otro bol haz el alioli mezclando 4 cucharadas de mayonesa con un poco de ajo molido (vete probando la cantidad de los ingredientes hasta que queden a tu gusto) y unas gotas de salsa de soja.

A la hora de plantear este plato puedes hacerlo como un primer plato (una deliciosa ensalada de pasta) o como una tapita de tamaño reducido. En el primero de los casos busca un plato chulo, pon en la base la pasta que habrás mezclado en un bol grande com 2/3 de la vinagreta, encima coloco tres cuchaditas de la mayonesa aromatiza y encima de cada cucharadita un mejillón, salsea con un poco de vinagreta y adorna con una hojita de perejil. Listo.

IMG_2322

Si lo que quieres es sorprender a tus amigos con un delicioso y refrescante entrante, busca unos cuenquitos o platitos hondos pequeños, pon en la base un poco de pasta, encima una cucharadita de mayonesa y corona con un mejillón. Salsea, adorna y listo. Un beso.

IMG_2328

 

Ensalada de pasta

La pasta es un producto de gran versatilidad, la hay de muchísimas formas, combina genial con multitud de productos, se puede comer fría o caliente y nos aporta un montón de energía siendo perfecta para los niños.

Dicho esto, diré que a mi me encanta, es un diario perfecto y en casa se come pasta una vez a la semana.

La receta que te voy a contar es una estupenda ensalada, muy indicada para épocas cálidas, aunque yo he de decir que en casa se come todo el año y la suelo hacer para llevar a casa de mi hermana para ver los partidos de fútbol (es perfecta para alimentar a la chavalería).

FullSizeRender (54)

Ingredientes para 6-8 personas:

1 paquete de pasta tiburón ( lo que de pequeños en mi casa llamábamos caracolillos)

1 loncha gordita de queso para sandwiches

2 latas de bonito en aceite de oliva

tomatitos cherry

2-3 pepinillos agridulces grandes (estilo alemán)

1/2 cebolla o cebolleta

aceitunas

mayonesa si tienes casera mejor

yogurt natural

sal y pimienta

IMG_0234

Modo de hacerla.

Lo primero que hay que hacer es cocer la pasta, sigue las instrucciones del fabricante. Pasa la pasta por agua fría y deja que escurra.

Pica la cebolla finamente y ponla en un bol grande, añade el queso cortado en taquitos, los tomatitos cortados a la mitad, el bonito y los pepinillos picados. Sazona con sal y pimienta.

En un bol pon 3 cucharadas colmadas de mayonesa, añade el yogur natural y mézclalos bien. Le va genial que le añadas un poco del líquido de los pepinillos agridulces (colado).

Añade al bol grande la pasta y mezcla bien con los demás ingredientes, pon la salsa de mayonesa y yogur e intégralo todo bien, añade las aceitunas y coloca la ensalada en una fuente chula, listo.

IMG_0245

Está claro que esta ensalada que te cuento puedes hacerla con otros muchos ingredientes, yo abro la despensa y la nevera y miro lo que tengo, puedes sustituir el bonito por jamón de york, pollo, sardinillas…. tienes infinidad de posibolidades, incluso queda muy bien si aromatizas el aliño con un poco de mostaza, soja, curry… Un beso.

 

 

 

Albóndigas de pollo en salsa de tomate.

Siempre que veo una peli americana y están cocinando esas albóndigas en salsa de tomate para pasta me entra el hambre, será cosa mía, pero siempre me apeteció comer este plato y el otro día, necesitada de recetas para contaros me puse manos a la obra y me salió esta. Os aseguro que me quedaron como me las había imaginado.

IMG_5130

Las albóndigas que yo hice son de pollo, ya os conté en su día unas estupendas albóndigas de carne de ternera y cerdo, que podéis usar divinamente para este plato cambiándole la salsa.

Ingredientes para 8 personas

2 medias pechugas de pollo limpias de piel y grasas

1 cebolla

1 diente de ajo

2 huevos

1 trozo de pan duro

pan rallado

leche

harina

salsa de tomate casera o industrial estilo casera

una pastilla de caldo o caldo natural

vino blanco

mantequilla y aceite

sal, pimienta y perejil

modo de hacerlo:

Mete en un bol con leche un trozo, como de cuatro dedos de grosor, de pan duro a remojar para que ablande.

Pica las pechugas de pollo con el robot de cocina, si no tienes pide al carnicero que te lo haga. Metela en un bol y agrega los dos huevos, la  media cebolla y el diente de ajo picaditos muy finos, el trozo de pan remojado en leche y bien escurrido y sazona con sal, pimienta y perejil.

Amasa todo bien y comprobarás que te queda una farsa (masa) muy líquida, con la que será complicadísimo hacer bolitas. No te alarmes, para eso está el pan rallado, vete añadiendo poco a poco hasta que la masa se pueda trabajar. No pongas demasiado, pues con un poco de reposo va engordando.

Haz bolitas, si tienes paciencia, lo suyo es hacerlas pequeñitas, como veas. Y en una sartén con aceite de oliva caliente las vas friendo rebozadas en harina por tandas. Resérvalas.

En una pota grande calienta mitad aceite y mitad mantequilla (que te quede el fondo cubierto) y ablanda la otra mitad de la cebolla picadita a fuego moderado. Añade una cucharada y media de harina y rehoga para cocerla un minutillo (remueve para evitar que se pegue). Añade 1/2 vaso de agua de vino blanco, espera que se evapore el alcohol y ponle otro vaso de tomate casero.

Llegados a este punto, se me presenta un pequeño problema, algunos de mis amigos son reacios a utilizar pastillas de caldo, está claro que yo no lo soy, pero siempre que os cuento una receta en donde aparece este ingrediente se entiende que puede ser sustituido por caldo casero y por supuesto por agua sin más.

Dicho esto ahora añade una pastilla de caldo y aligera la salsa con agua, o añade directamente caldo casero o añade agua. Cada maestrillo tiene su librillo, y en cocina más.

Añade las albondigas, sazona con un poco de sal, pimienta y orégano y déja que cueza despacito unos 30 minutos. Listo.

IMG_5143

Ya os dije que esta receta la he pensado para acompañar con unos estupendos espaguetis, que tanto me gustan, pero casan estupendamente con un arroz blanco, unas patatas fritas o con una simple ensalada. Un beso.