Un producto de 5 estrellas: Anchoas en conserva

Cuando cae entre mis manos un producto de tan alta calidad como son esta fantásticas anchoas en aceite de oliva de Conservas Ana María, no puedo evitar ponerme super contenta. Ya conoces mi afición por la gastronomía y el contar con productos tan buenos hace que esta afición se dispare.

0001280616

Cuando te topas con productos como estas anchoas, poco hay que maquinar para darse un festín, abrir la lata, acompañar con un buen pan y disfrutar de tan cuidado producto. Listo.

Pero este blog esta dedicado a contar sencillas recetas de cocina y que mejor que contar con buenos productos como estas anchoas de Conservas Ana María, que podréis encontrar en su tienda on line (junto con otros fantásticos producos) , para hacer algún que otro aperitivo.

Para empezar, todo un clásico de los bares vascos, unas gildas que podrás poner como entrante en todo tipo de celebraciones. Esta receta poco tiene que hacer: en un palito de brocheta de madera ensarta unas aceitunas de calidad, unas buenas anchoas , una guindilla vasca (el picante abre el apetito) y listo. ¡No puede ser más sencillo!.

0005280616

Otro aperitivo que recuerdo en mi casa de toda la vida, son las bolitas de puré rellenas de anchoas. Son riquísimas y nunca me han fallado cuando quiero sorprender a mis amigos. Aquí te dejo la posibilidad de hacerlas con un puré de patatas de sobre, o uno casero, tu eliges según del tiempo que dispongas, lo que sí que te pediría es que busques unas buenas anchoas.

Haz el puré y asegúrate de que te quede muy compacto. Deja que enfríe y haz las bolitas, mete dentro media anchoa, pásalas por harina y fríelas en aceite caliente por todos lados. Hecho.

0004280616

Bien como aperitivo e incluso como primer plato nada como unas tostas de pisto de berenjena con anchoa. La receta del pisto ya te la he contado en otra ocasión, la única variante que he introducido en esta receta es que junto con el calabacín también le pongo un poco de berenjena que me encanta. Si tienes un resto de pisto de otro día (ya te he dicho que congela divinamente) aprovéchalo que te va a gustar.

No tienes más que hacerte con un buen pan, pisto y , eso sí, unas anchoas de primera. Tuesta el pan, coloca encima el pisto ligeramente tibio, y remata esta estupendas tostas con las anchoas.

0006280616 (1)

Espero que os haya gustado este post y que te ayude en tus celebraciones, aunque para abrir unas buena lata de anchoas no se necesita mayores ocasiones.

Mi agradecimiento a Conservas Ana María por las anchoas y cómo no a Mercedes Blanco por el precioso reportaje fotográfico. Un beso.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s